Poemas de Fallecidos Reflexiones de Amor

Reflexión sobre un esposo fallecido

Sé que no soy la única que ha perdido al hombre que tanto Amo, una enfermedad llamada cáncer nos arrebató la felicidad que en nuestro hogar siempre había existido.

Dios me permitió compartir cosas tan lindas a su lado que no he podido superar este dolor de su ausencia, me hace falta su presencia, su Amor y todo lo que él me daba con tan sólo estar a mi lado, fue un buen padre, un excelente abuelo y el mejor de los esposos fui muy afortunada por haberlo tenido por tanto tiempo como mi querido esposo, responsable, noble y siempre atento a lo que sus hijos y yo necesitábamos.

Cómo poder vivir sin él, el pilar de la familia, el hombre al que todos en casa respetaban y quien era un ejemplo para todos por su fortaleza, su sencillez, sensible al dolor ajeno, siempre ayudando a quien lo necesitaba sin esperar nada a cambio, creo que si Dios me diera la oportunidad de volver el tiempo atrás sin pensarlo lo volvería a escoger a él como mi esposo.

Por eso le doy gracias a Dios por haberme permitido ser su esposa lo Amo y siempre lo amare eternamente y sé que un día nos volveremos a ver para ya nunca separarnos, solo fue un hasta pronto.

Enviado por: Hermila

Anuncios:

Poemas de amor similares en esta categoria:

Chismes de la farandula

Se el primero en comentar...

Escríbenos tus comentarios aquí