Cartas de Amor

Carta de Deseo a Un Amor

Hola mi amor tengo que hablar contigo, hoy he estado imaginando que pasaría si estuvieses a mi lado, lo que te querría, porque tengo tanto que darte y entregarte.

Eres la fruta prohibida y yo la serpiente que quiere morderte.
Eres la otra parte que esperaba, por eso quiero decirte lo que siento aquí en mi alma.
Llegas diciéndome cosas, partiendo todas mis reglas, siento que endulzas las palabras y que cuando callas el silencio sabe a ti, me gustaría tener tu carita, tus ojos de niño, sentir tu cuerpo y dejarlo por siempre grabado en mi mente. Tienes ojos de luna, alma de estrellas y mirada que hiela.

Mi mente, mi cuerpo y mi alma no dejan de pensar en ti, eres el motor de mi corazón. No quiero ser tu amante, quiero ser algo más, me gustaría darte todos los besos posibles, buscaría mil flores para entregarte, haría un barquito de vela, para que el viento nos llevase a todas partes.

Es tu boca, tus manos, tu sonrisa y tu forma de mirar, lo que provoca mis deseos. Cuando caiga la noche, muera el día y salga la luna, subiremos a una nube, cogiditos de la mano, nos diremos al oído cuanto nos queremos, nos amaremos desnudos rozando nuestros cuerpos llenos de deseo, pararemos el tiempo y solo mandaran nuestros corazones. Te mereces palabras de amor, porque eres el príncipe de mi cuento encantado, quiero que tu cuerpo y tus besos sean míos de principio a fin.

Te hare un camino de rosas, pondrás tu mano sobre la mía, viviremos y avanzaremos juntos hacia nuestro destino y nadie podrá separarnos, tocaremos las estrellas cuando fundamos nuestros cuerpos, tu serás mi amado y yo siempre tu princesa.

Por la noche te hare canciones de amor y escribiré tu nombre grabado en mi corazón. Me muero por tu piel y no te puedo olvidar, me gustaría ser el aire que entra por tu ventana, para recorrer cada poro de tu piel, por que se que algo sigue vivo en tu mirada. Me hace falta tu aliento para sentirme viva y poder respirar, “COMO ENAMORARTE” si tu no me dejas.

Nada es eterno en la vida, ni siquiera un cariño, si me ves llorando, dime donde y cuando me rompiste el alma.

Enviado por: Paquila Sevillana

Anuncios:

Poemas de amor similares en esta categoria:

Chismes de la farandula

Se el primero en comentar...

Escríbenos tus comentarios aquí